Bienvenidos a Clínica Fisioterapia Playamar

Horario : Lunes a Viernes - 09:00 a 14:00 · 16:00 a 20:00
  Contacto : 952 123 742

¿Zapatillas con ruedas, son buenas para nuestros niños?

¿Son buenas la zapatillas con ruedas para nuestros peques? Un pregunta que muchos se hacen y que encontraremos las respuesta en este post donde habla de porque no se deben usar las zapatillas con ruedas como si fuese un calzado diario sino mas bien como un juguete. Existen muchos modelos de estas zapatillas, con una rueda, con dos  ruedas, con la posibilidad de esconder la rueda, pero todas producen el mismo efecto.

El Concejo General de Podólogos, pide a los centro educativos de infantil y primaria no permitan ir a los niños con zapatillas con ruedas, ante los problemas que puede ocasionar su uso, después de que un estudio haya demostrado de que aumenta la carga en el antepié y la presión media sobre el talón.

Esta Institución ha lanzado esa recomendación tras un estudio de la Universidad Miguel Hernandéz de Elche (Alicante) que ha analizado el impacto en el pie de este tipo de calzado, conocido como «heelys», tras constatar que un 11% de los alumnos de infantil y primaria van al cole en alguna ocasión con éstas zapatillas.

Esto hace que los menores pasen mas de 8 horas al día con este calzado en muchos casos, cuando para Roberto Pascual, autor del estudio, «esto no es un calzado, sino un juguete», y no debería de usarse mas de una o dos horas  a la semana.

En su estudio analizaron a 100 niños de entre 2 y 8 años de edad, y vieron que a largo plazo pueden zapatillas-con-una-o-dos-ruedasocasionar problemas derivados de su peso, de la altura del tacón, de la falta de flexibilidad y del propio ruedín y su inestabilidad. El elemento mas crítico es la altura del tacón, ya que la diferencia entre algunos modelos de zapatillas con rueda y sin rueda puede ser de hasta 5 cm. Los estudios científicos demuestran que cuando un  individuo esta descalzado en el suelo el 75% del peso lo soporta el talón y el 25 % lo soporta el antepié.

Pero a medida que la altura del tacón aumenta, los porcentajes varían y con un tacón de 4 cm de alto, el talón ya solo soporta el 50% del peso y la otra mitad lo hace el antepié.

Y esto puede tener consecuencias en problemas de crecimiento,  enfermedades de Freiberg o metatarsalgias así como el acortamiento a largo plazo de la cadena muscular posterior y su relación con las talalgias, como la enfermedad de Sever, y el desarrollo de pie plano que no evoluciona de forma fisiológica a partir de los 8 años de edad.

COMO SI LLEVARAN TACONES DE 4 A 5 CM DE ALTO

En el caso de las zapatillas con ruedines han visto que la carga en el antepié, aumenta un 20% con el uso del calzado respecto a un niño descalzo, y hasta un 40% cuando el niño va calzado con ruedas frente a un niño descalzo, lo que hace que la sobrecarga del antepié sea «comparable al uso de forma constante a un tacón de 4 a 5 cm de alto.

¿Se imagina  a su hij@ acudiendo al colegio con un tacón de 5 cm todos los días? Este traslado de la carga del talón al antepié supone una alteración de la propiocepción, información que recibe el organismo de las alteraciones nerviosas de la planta del pie. Al trasladarse carga al antepié, cuando caminan estos niños huyen del apoyo del talón y cargan en el antepié.

Como consecuencia, los huesos del talón no reciben tampoco como respuesta del cerebro la orden de que tiene que desarrollar para contrarrestar la fuerzas reactivas del suelo disminuidas o ausentes en estos casos, y eso hace que los huesos del talón se desarrollen menos y el niño tenga un talón mas estrecho, que a largo plazo le puede provocar consecuencias negativas.

Del mismo modo, han visto también que la presión sobre el talón es entre 1,5 y 2,7 veces superior y el peso del cazado mas del doble que el de un calzado deportivo normal.

MENOS ZONA DE APOYO

 Ademas de por el tacón y por el peso, el tercer problema viene por la inestabilidad que provoca la propia zapatillas con ruedasrueda al reducir la zona de apoyo, y en los escolares en lo que utilizan estas zapatillas se ha observado una reducción media de la superficie de apoyo de 8 centímetros cuadrados.

Esto no significa que se vaya a producir esguinces ni roturas, pero si implica una pisada anómala, comprobable tanto de forma visual como objetiva por medio de cualquier sistema de presiones o inercias.

Esta inestabilidad también se produce en lo patines de línea, pero según Pascual, «el patinaje compensa esto con algunas ventajas como coordinación, equilibrio y desarrollo motor, mientras que con estas zapatillas de ruedines no hay ninguna ventaja en uso diarios».

Según el pediatra José María Carmona, en su blog, nos cuenta que después de estas navidades, uno de los juguetes estrellas fueron las zapatillas con ruedas. Y comenta que ha visto hasta cinco niñas casualmente todas niñas) con la muñeca rota como consecuencia de caídas por usar estas zapatillas. Al hablar con sus compañeros de traumatología, le confirmaron que no era casualidad y que ellos estaban viendo prácticamente a diario lesiones causadas por caídas por estas zapatillas.

Según José María Carmona, el caso de las zapatillas con ruedas es muy similar al uso del tacatá, es decir. es dejarle a nuestros hijos un «motor de alta cilindrada sin tener permiso para conducir». Les ponemos las zapatillas sin ser consciente de los posibles peligros que entrañan.

Hoy en día la mayoría de los niños que patinan, lo hacen con protecciones (coderas, muñequeras, rodilleras y cascos). Sin embargo, la mayoria de los niños que utilizan estas zapatillas lo hacen sin ellas, esto esta provocando un aumento del número de lesiones. Estos zapatos comenzaron a comercializarse en EE. UU. en el 2000 y en el 2007 se publicó en Pediatrics un estudio que advertía sobre el peligro de usar estas zapatillas.

En este estudio se observó:

  • Las lesiones eran mas frecuentes en niñas
  • Que la edad promedio de lesiones eran 10 años
  • La fractura de muñeca era la mas frecuente, pero también se observaron fractura de brazos, luxaciones de codo, lesiones en los tobillos, en el pie y la pierna
  • El 20% de los niños lesionados sufría el accidente la primera vez que los usaba
  • Ninguno de los niños que consultaron, llevaba puesto las protecciones

Zapatos-con-ruedas

Como conclusión de este post, podemos decir que las zapatillas con ruedas no son buenas para nuestros pies, por lo que se recomienda el uso moderado de las mismas, dejándolo para usos esporádicos de 2 a 3 veces por semanas y solo un par de horas al día.

También recomendamos utilizar las protecciones adecuadas, casco, muñequearas, coderas y rodilleras ya que debemos considerara estas zapatillas como patines y de esta manera evitamos lesiones graves.

Fuentes: Cuidar mi bebe, José María Carmona Ponce, medico especialista en pediatría. Nota del Concejo General de Podólogos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

4 × tres =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando da su consentimiento aceptando las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies